El Tenorio Mendocino

tenorio

Programa Tenorio Mendocino de Guadalajara

El Tenorio Mendocino es la representación itinerante de la universal obra Don Juan Tenorio (1844), de José Zorrilla,  utilizando como escenario los edificios históricos  que la familia Mendoza construyó en Guadalajara entre los siglos XV y XVII.

La primera edición del Tenorio Mendocino tuvo lugar en el año 1992 en una taberna del centro de la ciudad y estuvo a cargo de la Asociación de Amigos de la Capa de Guadalajara, posteriormente reconvertida en la Asociación Gentes de Guadalajara, y desde entonces se viene representando cada año la noche de Todos los Santos, el 31 de OctubrePoco a poco se ha ido afianzando, aumentando el número de participantes y de espectadores hasta convertirse en uno de los espectáculos turístico-cultural más importantes de Guadalajara, habiendo alcanzado incluso un notable reconocimiento a nivel nacional. En la actualidad es todo un referente del Otoño cultural de esta ciudad.

El reparto de la representación está compuesto en su totalidad por actores aficionados, mayoritariamente vecinos de la propia ciudad, perfectamente ataviados con la indumentaria de la época, conformándose un grupo de más de 150 personas que desarrollan las distintas labores artísticas, de dirección y técnicas. Las representaciones, al realizarse en espacios públicos, son abiertas y gratuitas para todos los ciudadanos y visitantes, ostentando la declaración de Fiesta de Interés Turístico Provincial y Regional.

 

Mapa Tenorio Mendocino 2015

Es una visión romántica de las obras “de capa y espada”, observando el siglo XVI desde una perspectiva mítica, dejándose llevar por una viva imaginación, falta de verosimilitud, así lo reconocía el propio autor. Como buen escritor romántico prima lo inverosímil de los sentimientos desbordados, sobre el frío rigor academicista. Eso le hizo llegar al público desde el primer momento, cosechando un éxito rotundo. No hay un instante de sosiego en la obra, que deje frío al espectador, sino que éste es provocado constantemente por las bravuconadas y hechos de Don Juan.

Si sugerente es la obra en sí, lo infinitamente más representada en ambientes que ya existían en el tiempo en que se desarrolla la trama; espacios que por sí solos transmiten intensas emociones estéticas, que llevan nuestra imaginación a épocas y hechos que mucho tienen que ver con el Tenorio. La atmósfera de siglo XVI en Guadalajara es la atmósfera de los Mendoza, que erigieron la mayoría de los edificios, que alojan las escenas en que vamos a ver a Don Juan. Realmente la combinación de la obra de Zorrilla y la arquitectura mendocina es algo de extraordinaria belleza, un lujo al alcance de la mano.

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Visitado 1613 veces, 2 Visitas hoy

Publicado en Interés Turístico

Agregar comentario

Valorar haciendo clic en una estrella de abajo:

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Related Listings